Arte y construcción para un buen viaje!

Mediación Artística para la educación. Taller dirigido para estudiantes de 6to grado antes de realizar su viaje cultural al Cusco.

Aprender jugando es posible!

Después de 2 horas ininterrumpidas de trabajo en equipo y producción de obra, un padre de familia al recoger a su hijo y le pregunta que hicieron, el niño responde: ¡Hemos jugado!. Para nosotras esta respuesta, y la obra concreta, es el mejor indicador de que el taller cumplió el objetivo.

El objetivo era que los chicos refuercen sus conocimientos sobre sitios arqueológicos de Cusco antes de realizar su viaje cultural.

¿Cómo lo logramos?

1: Piscina de pistas sobre los lugares arqueológicos para empezar a construir.

2. Disponibilidad de materiales: cajas de cartón, cintas, tapas, plumones, pinturas, lana y otros.

3. Construir hasta reconocer el lugar y usar la tecnología para averiguar más detalles de este lugar.

4. Compartir con el grupo la experiencia y explicar todos los detalles extraños de la producción.

 

Más allá del juego

El mejor aliado para aprender es la combinación de crear (hace arte) y jugar.

Para aprender es necesario despertar en interés, aproximarse a la curiosidad, reconocer los saberes previos de los estudiantes a través de las pistas,  de las preguntas, la investigación gracias al acceso a la tecnología, sobre reconocer que hay algo que no se sabe pero existe la posibilidad de saberlo. Construir en colectivo y hacer ese saber propio. Es el proceso de la mediación artística lo que ofrece la oportunidad de crear estos aprendizajes significativos.

Además rescatar el hecho de cómo fortalecer vínculos entre los chicos para hacer un buen viaje cultural gracias al sentimiento de grupo derivado de las experiencias compartidas.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *