Museo de Arte Contemporáneo Arequipa

Acción en el Museo de Arte Contemporáneo

Por: Anaisa

 

Mediación esta vez fue usar el museo, las pinturas y todo lo que hay dentro, como punto de encuentro para conversar y entrar al proceso de creación. Podrían ser todas estas actividades nuevas que se empiezan a ver en los museos, actividades sin presión de lo histórico o estético, sin embargo; son también ricas en originalidad y sinceridad.

Lo que paso estas semanas en el museo es algo muy gratificante, primero por la aceptación de las personas y luego por los comentarios durante el taller. Una niña de 4 años que dice: “Pensé que el museo no tenía ventanas!” O el de 7 que dice: “Pensé que en el museo no se podía hablar.” Comentarios que me llevan a lo que alguna vez imagine… Un lugar sin ventanas y en el que no se puede hablar!. Ahora sospecho que un museo es divertido, y muchas pequeñas personas también.

¿Y qué paso con las grandes personas? En especial aquellas que asistieron a los talleres para adultos, alguno dijo que pintar parece un confesionario, tremenda afirmación en un juego de pintura. Y también al artista, que admiro mucho, que dijo haber encontrado sentido a la experiencia. Los grandes que acompañaron a los niños también tuvieron una participación activa, pintando y entrando al juego simbólico.

¿Sobre qué se trataron los talleres? En todos los casos la herramienta protagonista fue la pintura, y según el grupo también hubo collage, diálogos entre cuadros y comunicación a través de gestos. Hubo tres escenarios, de 4 a 6 años, de 6 a 10 años y adultos. El objetivo era pintar en un mismo espacio y en armonía con el grupo pero representando intereses propios. Incitamos al juego para comenzar a pintar, cada escenario tenia diferentes reglas de juego. Los más pequeños no tienen dificultad para comenzar a pintar, solo necesitan cuidar su espacio y respetar el del otro, luego, se invitó a la simbolización, dar cualidades fantásticas a lo pintado. Los grandes tuvieron un juego más complejo para entrar al lienzo.

¿Para qué sirve la mediación en un museo? Creo que es una carta fuerte para reintegrarse a la sociedad. Luego podría preguntarme ¿Para qué sirve un museo en la sociedad?, encuentro varias respuestas que van desde el placer de mirar hasta posicionar el museo como un generador económico. En Arequipa hay 20 o más: museos, galerías, casas de cultura y centros de arte, abiertos al público y con atención diaria. En estas 3 semanas el Museo  de Arte Contemporáneo, MAC, tuvo un público diferente que disfruto el museo de una manera especial. Los tres último talleres serán el 9, 10 y 11 de agosto.

Gracias MAC! Hasta pronto!

 

 

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *